Alejada del núcleo urbano del municipio, la promoción afecta a un área de calificada de “Interés Ambiental” y a los acuíferos

 01/06/07 MÁLAGA.
 Los Picachos es una promoción de 187 viviendas que se está construyendo en Arriate a tres kilómetros del casco urbano junto al Arroyo de la Ventilla y que ha provocado encendidas críticas de Ecologistas en Acción y conservacionistas de la Serranía.

Alejada del núcleo urbano del municipio, la promoción afecta a un área de calificada de “Interés Ambiental” y a los acuíferos

 01/06/07 MÁLAGA.
 Los Picachos es una promoción de 187 viviendas que se está construyendo en Arriate a tres kilómetros del casco urbano junto al Arroyo de la Ventilla y que ha provocado encendidas críticas de Ecologistas en Acción y conservacionistas de la Serranía. Una actuación calificada como “un nuevo Merinos” por su afectación a los acuíferos y la degradación de un área calificada de “Interés Ambiental”, según el Plan  de Protección del Medio Físico de Málaga consultado por EL OBSERVADOR / www.revistaelobservador.com.

ES un modelo que se repite en muchos pequeños municipios de España: actuaciones urbanísticas alejadas del casco urbano, de carácter residencial, con una población potencial excesiva respecto a la ya existente (800 habitantes para los 4.100 del municipio) y que en ciertas ocasiones, como la de Arriate, afectan -afean- parajes naturales que se distinguen por su valor ecológico. En este caso además, se da la circunstancia que el alcalde de la localidad pertenece a Izquierda Unida, el grupo político más crítico con el urbanismo desmesurado.

 PARA aumentar la paradoja, Bernardino Gaona, primer regidor de Arriate, es también el gerente del Consorcio Provincial para el Tratamiento y Depuración de Aguas Residuales de la Diputación de Málaga, cuando el tratamiento, abastecimiento y depuración de las aguas de la urbanización de los Picachos es precisamente uno de los principales motivos en los que se basa la alegación
de la asociación Ecologistas en Acción contra esta promoción.

”LAS consideraciones sobre abastecimiento de aguas son inaceptables: fuentes de abastecimiento que no lo son (“se realizará la extracción de agua de los acuíferos del sector” según el convenio entre promotores y Ayuntamiento) ni caudal disponible, no hay un solo documento público que acredite ni disponibilidad ni caudal, ni se señala el área de protección de las fuentes de abastecimiento”, expone la asociación en su alegación al convenio.

ADEMÁS, Ecologistas en Acción considera que en el proyecto ha faltado transparencia “por falta de publicación del instrumento de planeamiento que desarrolla, por la falta de integración del sector en el casco urbano, porque no se han realizado estudios preceptivos y porque no se protege el dominio público hidráulico del Arroyo de La Ventilla”.

 LA urbanización de la promotora Eleven Desarrollos Inmobiliarios SL ocupará un área de 110.000 metros cuadrados, tendrá unas 17 casas por hectárea y conllevará, en palabras de Gaona, el ingreso de 570.000 euros a las arcas del municipio. Las actuaciones ya han comenzado y los conservacionistas han denunciado que se ha acabado con buena parte de la cubierta vegetal de la zona y un buen número de encinas. 

UNO de los mejores conocedores del Arroyo La Ventilla es el arriateño Francisco Marín. Su posición respecto al proyecto es de meridiana oposición. “Los grandes valores ecológicos, faunísticos, botánicos, geológicos, paleontológicos, paisajísticos y arqueológicos, así como la proximidad al manantial de la Ventilla, hacen de este lugar el menos idóneo par la ubicación de una urbanización de 186 viviendas. El tremendo y permanente impacto ambiental de esta urbanización no podrá ser soportado por el frágil equilibrio ecológico de este espacio natural que iniciará un progresivo deterioro  en el que irá perdiendo irreversiblemente sus valores hasta llegar a la pérdida total de sus señas de identidad”, afirma. Las fotos que ilustran esta información son suyas.